Que Decisiones Puede Tomar Un Niño En La Escuela?

Que Decisiones Puede Tomar Un Niño En La Escuela

¿Qué hacemos? – Los derechos son un tema que no debes de olvidar. Responde las preguntas para que logres identificar el título de la sesión de hoy:

  1. ¿Cuáles son los datos de identidad que debes de recordar continuamente?
  • Nombre completo con apellidos.
  • Edad.
  • Nombre de tu mamá y papá o la persona que te cuida.
  • Teléfono de tu casa
  • Dirección completa
  1. ¿Cuáles son algunos derechos de los niños y las niñas?
  • Derecho a la salud
  • Derecho a una sana alimentación
  • Derecho a una vivienda
  • Derecho a la educación
  1. ¿Cuáles son algunas decisiones que puedes tomar solo en casa?
  • Decidir la ropa que usas
  • Con quieres jugar
  • A qué quieres jugar

El título de hoy es ” Mis decisiones en la escuela” Todos los días tomas decisiones desde que te levantas hasta que te acuestas, por eso es importante que aprendas a identificar qué decisiones sí puedes tomar en la escuela por si solo o sola, con libertad, y cuáles requieren ser tomadas por los adultos que te cuidan y enseñan. Que en este caso serían tus maestras y tus maestros. Para que aprendas un poco más y te aclare cuáles son esas decisiones, juega el siguiente juego. Necesitas dos tarjetas una roja y una verde, puedes elaborarlas con hojas de color, o con hojas blancas coloreadas con los colores indicados. ¿Estás listo, lista?

  • Imagen 1: No poner atención a las actividades que explica la maestra.

¿Qué color de tarjeta consideras que debería de ser? Tarjeta roja, porque si no pones atención y además estás jugando puedes distraer a tus compañeros, y no entender ni terminar la actividad que estás haciendo. Y aunque tú serías el más perjudicado, porque tu aprendizaje se vería afectado, también contribuyes a que tus compañeras y compañeros se distraigan. Así que lo que te afecta, también daña a los demás.

  • Imagen 2: Dejar tus útiles escolares por todas partes.

Tarjeta roja. Si no guardas tus útiles, cuando necesites un lápiz no lo vas a encontrar y si también dejas la mochila en el piso alguien podría tropezar con ella, y lastimarse.

  • Imagen 3: Opinar cómo organizar las bancas y las mesas en el salón.

Tarjeta verde. Así todos pueden estar a gusto en las clases y aprender mejor.

  • Imagen 4: Guardar mis útiles escolares con tiempo en la mochila.

Tarjeta verde. Aunque es una decisión que debes de tomar en casa, si no pones atención en lo que guardas, se te puede olvidar el libro, un cuaderno, o algún material y te vas a atrasar, además vas a atrasar a los demás, si pides que te presten el material que olvidaste.

La verde representa una decisión que te beneficia y la roja representa una decisión que puede afectarte a ti o a otra persona. A continuación, observarás unas imágenes de niñas y niños en la escuela tomando ciertas decisiones, y tu vas a seleccionar la tarjeta que consideres que representa lo que puede pasar con esa decisión.

Tu aprendizaje no será el mismo que si llevas todo lo que necesitas.

  • Imagen 5: Decidir qué hacer en el descanso.

Tarjeta verde. El descanso es el momento favorito de muchas niñas y niños en la escuela, puedes comer lo que llevas de tu casa, y sentarte a platicar con tus amigas y amigos de otros salones, si quieres puedes jugar un rato. Puedes decidir qué hacer siempre y cuando no lastime a nadie.

  • Imagen 6: Compartir un juguete con alguna compañera o compañero en la escuela.

Tarjeta verde. Ya que, al compartir juguetes con otras niñas y niños además de beneficiar a alguien, es una buena oportunidad para hacer nuevas amigas y amigos y conocer otras formas para jugar. Recuerda que jugar con otras niñas o niños es más divertido y te puede enriquecer.

Si no quieres compartir nada y jugar solo o sola, esa es una decisión personal, tú puedes decidir con quién compartir tus juguetes y con quién no, tal vez te pierdas la oportunidad de hacer una nueva amiga o amigo.

Pero es importante pensar y decidir a partir de los beneficios de compartir los juegos.

  • Imagen 7: Unirme a un equipo deportivo en la escuela.

A muchos niños les gusta mucho jugar en equipo, porque además de hacer ejercicio y usar sus energías en algo divertido, si entrenan mucho y meten goles, ayudan a su equipo a subir en la tabla. ¿Qué color crees que le corresponde a esta decisión? Tarjeta verde. Es otro ejemplo de como algo que beneficia a la persona que toma la decisión, también puede beneficiar a otras personas, como en este caso se beneficia la persona y también beneficia a su equipo.

  • Imagen 8: Opinar en el salón para hacer las reglas de convivencia.

Tarjeta verde, Es bueno ponerse de acuerdo entre todos para establecer reglas y tener una convivencia sana, pero sobre todo, comprometerse a respetar las reglas que se decidieron en el salón. Ya va quedando más claro cuáles son las decisiones que puedes tomar en la escuela y, en cuáles debe intervenir un adulto que te cuida y protege como tú maestra o maestro. Para que te siga quedando más claro, realiza la siguiente actividad. Vas a leer un cuento sobre lo que hacen algunas niñas y niños en un día de escuela y las consecuencias de sus decisiones, el cuento se titula precisamente: Un día en la escuela.

  •  En un día soleado el grupo de primer grado de la primaria Goya Sánchez estaba a punto de salir al descanso.
  • Todas y todos seguían sentados atendiendo las indicaciones de su maestra, pues les recordó organizar sus útiles antes de salir, y colocar las mochilas encima de las bancas. Para evitar que algo se cayera y generará algún accidente.
  • La maestra explicó que todas y todos deberían salir caminando sin correr para evitar tropezarse.
  • Cuatro niños que jugaban fútbol no permitían que los demás jugaran en el patio, así que algunas niñas y niños decidieron jugar al avión y los invitaron, a unirse al juego.
  • Pero Paco y Nacho, no quisieron jugar avión, entonces desocuparon una parte del patio para que los demás jugaran lo que querían.
  • Cuando sonó el timbre Paco y Nacho seguían jugando, cuando terminaron de jugar, tenían tanta sed que decidieron, sentarse a beber agua y jugo que habían comprado en la cooperativa.
  •  Antes de regresar al salón, les dijeron que se formaran para lavarse las manos, pero Josefina decidió no formarse por lo que se metió en la parte de delante de la fila, provocando un conflicto, que hasta tuvo que intervenir la maestra Anita.
  • Cuando ya había empezado la clase, para regresar al salón Paco y Nacho se fueron corriendo por las escaleras, Paco aventó a Nacho, y Nacho se cayó y lastimó un tobillo.
You might be interested:  Escuela Donde Se Grabo Harry Potter?

Después de leer el cuento, contesta las siguientes preguntas:

  1. ¿Qué les dijo a las niñas y los niños la maestra Anita antes de salir al descanso?

Que guarden todos los útiles y coloquen la mochila en las bancas, pero no todos lo hicieron. La Maestra Anita, es un adulto que tiene bajo su cuidado a las niñas y los niños para enseñarles a cuidarse. Por lo que deben seguir sus indicaciones.

  1. ¿Por qué se deben formar las niñas y los niños para lavarse las manos?

Para que todas y todos puedan hacer uso de los lavamanos, son indicaciones que dan en las escuelas y deben de seguirse. De no tomar esta indicación y decidir lo contrario, es decir, no seguir las indicaciones, se pueden generar conflictos como el caso de la niña que se metió en la fila.

  1. ¿Qué decisiones tomaron las niñas y los niños durante el recreo?

Decidieron jugar con la pelota, jugar al avión, si tomar agua o jugo, formarse para lavarse las manos, dejar de jugar cuando se termine el recreo, seguir las indicaciones en el salón. Cada quien decide si seguir las indicaciones que reciben, pero cada decisión tiene consecuencias, y éstas, no siempre son muy buenas.

  1. ¿Qué pasó cuando Nacho y Paco decidieron seguir jugando después de que tocaron el timbre?

Corrieron para llegar al salón, pero Nacho se lastimó, y de todas formas no sirvió que corrieran porque creo que ya no puedo tomar la clase y además se van a preocupar en su casa. Decidir no escuchar a un adulto que te quiere cuidar y enseñar, puede ser peligroso o riesgoso, ya que puedes dañarte o dañar a otras personas como Nacho. Es muy importante tomar las recomendaciones que te hacen los adultos para proteger tu integridad y evitar que sufras accidentes.

  1. Kipatla (LSM) – Programa 9, La tonada de Juan Luis.

¿Observaste cómo mientras las niñas y los niños crecen y aprenden a tomar decisiones, los adultos tienen la responsabilidad de cuidarlas y cuidarlos, y educarlos y educarlas? Por eso todas las niñas y los niños deben aprender a tomar decisiones que no puedan causarles daño, ni a ustedes ni a otras personas. Por ejemplo no poner atención, te dejaría solamente cosas negativas, como no aprender. O podrías decidir no comer lo que te hace bien y eso te perjudicaría. Reflexiona sobre la importancia de seguir las recomendaciones de los adultos que te cuidan y te quieren. Para concluir, elabora una lista de tres cosas que puedes decidir en la escuela:

  1. Opinar acerca de las reglas de convivencia del salón.
  2. Opinar acerca de los temas que se quiere estudiar.
  1. La realización de las tareas escolares – decidir si hacer o no las tareas, siempre pensando en que no hacerlas te atrasaría en tus clases y no te ayudará a comprender la lección siguiente.

Es importante que tus papás, familiares y las personas que se encargan de ti, establezcan compromisos para tomar decisiones que te favorezcan en la escuela. Siempre pensando que lo que se busca es favorecerte como estudiante. Has llegado al final de tu sesión. Comenta lo aprendido el día de hoy, con quien te acompañe Repasando lo aprendido:

  • Aprendiste lo qué puedes decidir en la escuela, y que te gusta mucho.
  • Que las personas que se encargan de tu cuidado deben de ver por tu bienestar. Y darte los consejos necesarios para que aprendas a tomar buenas decisiones.

Si tienes dudas o no sabes muy bien que decidir, puedes preguntarle a la persona que está cuidándote para tener más claro lo que puede pasar al momento de tomar una decisión. ¡Buen trabajo! Gracias por tu esfuerzo..

¿Qué decisiones puede tomar un alumno en la escuela?

¿Cuáles son las decisiones que pueden tomar los niños?

Qué tipo de decisiones pueden tomar los niños Por ejemplo, es innegociable la hora de acostarse, ir o no ir al cole, o los hábitos y rutinas de comidas, baños y otras medidas higiénicas (lavarse las manos o los dientes), u otras medidas que pongan en riesgo su salud.

¿Cómo se toman las decisiones en la escuela?

La toma de decisiones es la elección o desarrollo de un proceso o evento problémico causado en un contexto y un momento determinado, bien sea de nivel familiar, escolar, social, empresarial e in- cluso sentimental.

¿Qué es la toma de decisiones para niños de primaria?

¿Qués es la toma de decisiones? – La toma de decisiones, es la capacidad de elegir una acción entre varias alternativas. Supone de comprender la situación que se presenta, se debe de analizar, evaluar, reunir alternativas y considerar variables, comparar varios cursos de acción y finalmente seleccionar la acción que se va a realizar.

¿Qué es la toma de decisiones y ejemplos?

¿Qué es la toma de decisiones? – La toma de decisiones es el proceso en el cual un individuo o grupo de individuos deben elegir entre varias opciones. Este proceso se activa cuando hay que resolver un conflicto o situación que requiere de una acción concreta. Hacer esa elección puede suponer un paso más o menos trascendental, hay decisiones rutinarias o consideradas de poca importancia, pero también algunas que implican mucha responsabilidad para quien las toma y que pueden ser muy determinantes.

En una empresa, es la gerencia o dirección quien toma las decisiones más importantes, pero todos sus miembros, de una forma u otra, tienen que tomar decisiones en su día a día para llevar a cabo acciones que, en definitiva, afectan a la empresa por pequeñas que sean.

En función del tamaño de la empresa, será más común un tipo de decisiones u otro. Mientras en las grandes es posible que algunas de las decisiones de peso se deleguen, en pymes estas suelen estar asumidas por grupos más reducidos de personas. Sea cual sea la modalidad, el proceso debe ser flexible para adaptarse a posibles cambios, además de tener en cuenta distintos enfoques que puedan enriquecerlo.

You might be interested:  Cómo Podemos Fomentar La Igualdad De Género En La Escuela?

¿Qué decisiones puede tomar un niño de 7 años?

¿Qué decisiones no pueden tomar los niños?

Los niños nacen totalmente dependientes de sus progenitores, pero a partir de los dos años, comienzan a desarrollar su personalidad y surgen las primeras negativas frente a las propuestas de los adultos, ya que el niño inicia el desarrollo de su capacidad de decidir por sí mismo.

“A medida que el niño crece, perfila sus gustos, intereses, opiniones y pensamientos propios. Se trata de un proceso crucial para el desarrollo de su autonomía y de la constitución de su identidad personal.

Por ello, es imprescindible que los padres apoyen que sus hijos aprendan a decidir de manera progresiva y no se dejen llevar únicamente por lo que ellos desean para los niños, sin tener en cuenta si eso es lo que, verdaderamente, necesita el pequeño , o si choca frontalmente con sus deseos o intereses.

Las expectativas muy rígidas o exigentes acerca de lo que esperamos que sean o alcancen nuestros hijos pueden provocar que decidamos por ellos, sin darnos cuenta de que lo perjudicial que puede resultar”, explica Carla Valverde, psicóloga clínica infanto-juvenil del Centro de Salud Mental de Alcobendas.

El equilibrio entre ofrecer libertad de decisión al niño y poner límites razonables con cuestiones que solo deciden los progenitores resulta clave para que los pequeños avancen con pie firme hacia su madurez. “El niño no puede decidirlo todo por sí mismo.

  • Algunos padres consultan a sus hijos todas las decisiones a tomar, y esto no es recomendable;
  • Los niños tienen que aprender que no siempre puede ser lo que ellos elijan;
  • De esta forma, desarrollan frustración frente a la tolerancia que genera un no a determinadas peticiones de los pequeños, porque resultan perjudiciales o suponen un riesgo para el niño, como en el caso de que con 4 años quiera utilizar solo un cuchillo en la cocina;

Según su edad, los niños pueden decidir sobre ciertas cuestiones, como qué actividad extraescolar prefieren y no sobre otras, como ir solos al cole con 5 años”, explica la psicóloga, Carla Valverde, que enumera las consecuencias de no ofrecer a nuestros hijos la posibilidad de tomar las decisiones que corresponden según su edad: 1-Dificultad para tomar decisiones por uno mismo, que se mantendrán cuando el niño sea un adulto y tenga que realizar elecciones importantes para sí mismo.

  • Más información 2- Sentimientos de inseguridad;
  • No confiar en el propio criterio;
  • 3- Dependencia excesiva del adulto a la hora de decidir;
  • El niño que no tiene entrenada la capacidad de elección carece de determinación e iniciativa propia;

4- Tendencia a la inhibición o a doblegarse ante los deseos o intenciones de otras personas, por lo que será excesivamente complaciente. 5-El niño se puede sentir anulado y pensar que lo que siente, quiere o desea no es válido y nunca se tiene en cuenta.

6-Dificultad para oponerse ante los deseos de otras personas, lo que implica el riesgo, sobre todo en la adolescencia, de no saber negarse a presiones sociales, como en el caso del consumo de alcohol o drogas.

7-Disminución de la autoestima y de los sentimientos de valía personal. 8-Desarrollo de sentimientos de enfado y resentimiento hacia las personas que tratan de imponer un criterio diferente del suyo. Tomar decisiones es un hábito que se aprende a base de hacerlo.

  1. Los niños necesitan su proceso de entrenamiento y aprendizaje al respecto, pero ¿cómo podemos ayudarles para que los consigan desde casa? Gema José Moreno, psicóloga infanto-juvenil, apunta las siguientes pautas: -Ser un ejemplo de respeto de la libertad del criterio de otras personas, independientemente de su edad, aunque la opinión de los progenitores no coincida con la del niño;

-Enseñar los pros y contras de cada opción a elegir y dejar que sea el niño quien decida. -Enseñar a valorar y sopesar antes de tomar una decisión, así como a asumir las consecuencias de los errores, de los que también se aprende. -Equivocarse es normal, así que conviene evitar juzgar la elección del niño y ayudarle a asumir la frustración que conlleva.

  1. -En el proceso de aprendizaje de la toma de decisiones, la ansiedad puede bloquear al niño y convertir la elección en un problema que genera sentimientos de angustia;
  2. Por ello, conviene enseñar al niño que tiene la libertad de compartir esas emociones, sin que ello implique delegar la responsabilidad de la elección en otra persona;

-Educar a los hijos en libertad para que elijan, se equivoquen, sean consecuentes con sus actos y experimenten emociones que, aunque sean dolorosas, forman parte del proceso de aprendizaje en la toma de decisiones, que convertirán al niño en una persona independiente y feliz..

¿Cómo se pueden tomar decisiones responsables en los niños?

¿Cómo se puede tomar una decisión libre y responsable?

¿Cómo tomar decisiones libres y responsables? – Decidir bien consiste en sabiendo qué es lo que queremos conseguir, escoger la acción que nos lleva a conseguirlo. Aquí unos consejos:

  • Debemos tener una  mente crítica  para tomar decisiones libres y responsables, es decir, no dejarnos influenciar.
  • Debemos aplicar nuestros  valores morales y sociales  para tomar decisiones de forma responsable.
  • Nuestra  libertad de decidir no puede estar por encima de la libertad de otros.

Suscríbete a Infomercado Boletín Semanal por Email Descubre el mejor resumen de noticias. Es solo un email a la semana. ¡No te llenaremos la bandeja de entrada! Además, puedes salirte cuando quieras..

¿Qué decisiones puede tomar un niño de 8 años?

¿Qué decisiones puede tomar un niño en la comunidad?

Que Decisiones Puede Tomar Un Niño En La Escuela Niñas y niños que participan con su opinión en evento de la Secretaría de Gobernación. ¿Recuerdas quién tomaba las decisiones en tu familia, escuela y en los espacios públicos como parques o bibliotecas cuando eras niña, niño o adolescente?, ¿tus ideas y opiniones eran tomadas en cuenta en estos lugares o quién era responsable de hacerlo? Cuando reflexionamos acerca de éstas preguntas, es común responder que las personas adultas eran quienes decidían, ya que se suponía que eran ellas quienes debían encargarse de tomar las decisiones todo el tiempo y que niñas, niños y adolescentes no tenían la capacidad para participar hasta que crecieran y aumentaran sus experiencias y conocimientos.

  1. Contrario a esta perspectiva, la participación ciudadana lejos de excluir a un grupo de personas, implica un proceso en el que es necesario compartir las decisiones que afectan la vida propia y la vida de la comunidad;
You might be interested:  Cuando Se Inaugura La Nueva Escuela De Nutricion?

Por ello, en México, desde 2014, la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes #LGDNNA establece el derecho a la participación de ellas y ellos en los temas que les conciernen y les afectan, y mandata la implementación de mecanismos que faciliten que su participación sea activa, sistemática y permanente.

No obstante, la participación en espacios como la casa, la escuela y su comunidad aún tiene un largo camino por recorrer,  ya que la Encuesta Nacional sobre Discriminación (ENADIS 2017), señala que sólo uno de cada dos niñas y niños menores de 12 años se sienten escuchados “siempre” en sus casas y escuelas; mientras que los demás consideran que sólo en “algunas ocasiones” o “nunca” sus opiniones son  escuchadas o tomadas en cuenta.

Es decir, la toma de decisiones en los espacios en los que conviven cotidianamente niñez, adolescencia y personas adultas aún están basadas en relaciones verticales que utilizan la sumisión y la obediencia como elementos de imposición, donde las personas adultas dicen lo que se tiene que hacer, y niñas, niños y adolescentes tienen que obedecer sin permitir el consenso.

Para lograr un verdadero cambio en la forma en la que acompañamos el proceso de desarrollo de niñas, niños y adolescentes, es necesario que las personas adultas sepamos ¿cómo podemos colaborar para que niñas, niños y adolescentes participen de forma activa en la casa, la escuela y en la comunidad? Aquí algunos consejos: ¿Quién decide que comer, qué ropa usar y en qué labores apoyar en casa? La participación es un proceso que debe guiarse desde la primera infancia, bajo el principio de la autonomía progresiva es decir, que ellas y ellos tienen la capacidad de tomar decisiones y asumir responsabilidades de forma gradual, mientras van creciendo.

La ropa que usan, los alimentos que come la familia, los lugares que son seguros para jugar o los quehaceres del hogar, son oportunidades para dialogar y tomar decisiones compartidas con todos los integrantes de la familia. ¿Qué actividades realizar después de la escuela? Aprender a tocar un instrumento, practicar cierto deporte o algún idioma puede ser una actividad que nos entusiasme a madres, padres y cuidadores, pero no necesariamente a niñas y niños.

  1. Ellas y ellos aprenderán algo de mejor forma, si tienen la motivación de hacerlo porque les gusta y no sólo como una imposición;
  2. ¿Jugar, leer y ver la televisión? Niñas y niños tienen derecho a participar para construir acuerdos y reglas que les ofrezcan bienestar y tranquilidad;

La negociación que hacemos para establecerlas es parte fundamental en el proceso de participación, ya que hay lugares u objetos inseguros para jugar, lecturas o programas diseñados solo para personas adultas. Recuerda que ¡hasta para jugar hay que hacer acuerdos! Y todas las personas somos responsables de que se cumplan.

  1. Acuerdos de convivencia en la escuela En la escuela, las y los maestros pueden llevar a cabo los acuerdos de convivencia dentro del aula al inicio del ciclo escolar con la participación de niñas, niños y adolescentes;

Recuerda que es más fácil cumplir un acuerdo para el que se fue consultado que uno que ha sido impuesto sin consenso. Cuando niñas y niños asumen la responsabilidad de sus decisiones pueden ser personas cada vez más autónomas. Libros y actividades para trabajar en cada ciclo escolar La invisibilización de la participación de la niñez y adolescencia, puede ocultar el miedo a perder el control; por ello, además de los acuerdos de convivencia las y los maestros pueden decidir con las y los estudiantes que actividades realizar, que libros leer, que materiales utilizar e incluso que celebraciones y efemérides son necesarias conmemorar en sus planeaciones.

En la comunidad: Pensar libremente, informarse, ser escuchados, que tomen en cuenta su opinión, vivir de acuerdo a su identidad, cultura, costumbres, hablar su propia lengua, jugar, descansar e incluso practicar la religión que prefieran es parte de su derecho a participar en la comunidad.

Para ello, las personas adultas tenemos la responsabilidad de garantizar los espacios necesarios para ello. Finalmente, es importante que las personas adultas identifiquemos dos elementos clave de la participación de niñas, niños y adolescentes: primero, que este derecho no está condicionado a su merecimiento o por haber cumplido la obligación correspondiente; y segundo, que su participación no equivale a concederles la razón, sino a entablar un diálogo que permita compartir las decisiones en su proceso de construcción ciudadana. Fuentes:

  • Gáal, Fernando y Corona, Yolanda. Estrategias participativas para niños: Algunos aportes para escuchar a los niños y realizar consultas infantiles. https://www. uam. mx/cdi/pdf/publicaciones/estrategias. pdf
  • Encuesta Nacional Sobre Discriminación 2017:  https://www. conapred. org. mx/index. php?contenido=pagina&id=604
  • Hart, Roger. La participación de los niños: de la participación simbólica a la participación autentica. https://www. unicef-irc. org/publications/538-la-participaci%C3%B3n-de-los-ni%C3%B1os-de-la-participaci%C3%B3n-simbolica-a-la-participaci%C3%B3n. html
  • Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes: https://www. gob. mx/sipinna/articulos/ley-general-de-los-derechos-de-ninas-ninos-y-adolescentes-ya-la-conoces-107204?idiom=es
  • México Social http://www. mexicosocial. org/index. php/81-arts-destacados-home/481-lo-que-piensan-los-ninos-sobre-discriminacion
  • SIPINNA, INE, UNICEF Guía de participación para adolescentes https://infosipinna. org/media/documentos/GU%C3%8DA_ADOLESCENTES. pdf
  • SIPINNA, INE, UNICEF Guía de participación para niñas y niños  https://infosipinna. org/media/documentos/GU%C3%8DA_NI%C3%91OS. pdf
  • UNICEF, La participación de los niños “de la participación simbólica a la participación auténtica”. https://www. unicef-irc. org/publications/538-la-participaci%C3%B3n-de-los-ni%C3%B1os-de-la-participaci%C3%B3n-simbolica-a-la-participaci%C3%B3n. html

¿Qué decisiones puede tomar un niño de 12 años?

Indicadores del desarrollo – Esta etapa está marcada por muchos cambios físicos, mentales, emocionales y sociales. Al inicio de la pubertad se presentan cambios hormonales. En la mayoría de los varones, comienza a aparecer el vello púbico y facial, y su voz se vuelve más grave.

  1. En las niñas, aparece el vello púbico, les crecen los senos y les llega la menstruación;
  2. Estos cambios y la manera en que los demás los perciben podrían ser factores de preocupación para ellos;
  3. También es un periodo en el cual los adolescentes podrían enfrentarse a la presión que ejercen sus amigos para que consuman alcohol, tabaco y drogas, o para que tengan relaciones sexuales;

Otros desafíos de esta etapa pueden ser los trastornos de la alimentación, la depresión y los problemas familiares. A esta edad, los adolescentes toman más decisiones por su cuenta en relación con sus amigos, los deportes, los estudios y la escuela. Se vuelven más independientes, con personalidad e intereses propios, aunque los padres todavía son muy importantes.