Que No Hacer En La Escuela?

Que No Hacer En La Escuela

Hola,buena a todos hoy les voy a presentar «10 Cosas que no debes hacer en la Escuela» 1. -Cuando preguntan «entendieron?» todos decimos que si pero nadie entiende un «Churro»… jajajaja ! 2. -Contar tus problemas a alguna persona que recién conoces,eso es lo peor que puedes hacer luego piensa mal de ti. Eso me pasa habitualmente. -Fui al colegio, no aprendí un montón sobre ortografía. ze nota lo. -Hacer tareas en clase eso si te cachan ya puedes irte despidiendo del bimestre. .

¿Que no se puede hacer en el colegio?

¿Qué cosas se pueden hacer en una escuela?

¿Cuáles son las reglas de la escuela?

¿Qué hacer para no ir a clase?

¿Qué es lo malo de un colegio?

“¿Será que los colegios siguen siendo territorios seguros? ¿Será que mis hijos están aprendiendo algo de provecho? ¿Cómo puedo ayudarle a mis hijos para que aprenda mejor?” Si te has hecho alguna de estas preguntas, tenemos información valiosa para ti.

Sin ánimo de ser alarmistas, la situación en los colegios se ha vuelto crítica en ciertos aspectos: los robos, las amenazas dentro y fuera de las instituciones, las peleas por disputas personales o entre bandas criminales que ponen en riesgo la vida de todos, la compra, venta y consumo de estupefacientes, instalaciones en mal estado, equipos reducidos u obsoletos, el aumento en los cupos y la disminución en la calidad…todos estos fenómenos han ocasionado la creación de a modalidades de estudio alternativas.

Pero, ¿cuál es mejor para tus hijos? En este artículo, Superprof ha reunido las principales ventajas y desventajas de cada una de esas modalidades de educación formal y de apoyo escolar personalizado para que tomes la decisión más acertada. Los mejores profes de Apoyo escolar que están disponibles 5 (12 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (26 opiniones) ¡1 a clase gratis! 4,9 (8 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (9 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (11 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (8 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (26 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (6 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (12 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (26 opiniones) ¡1 a clase gratis! 4,9 (8 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (9 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (11 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (8 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (26 opiniones) ¡1 a clase gratis! 5 (6 opiniones) ¡1 a clase gratis! Vamos.

¿Cómo saber si un alumno tiene ansiedad?

ANSIEDAD Y RENDIMIENTO ESCOLAR – La ansiedad en el escolar, uno de los síntomas más comunes de la tensión emocional, es una importante pero desatendida área de investigación. Cada vez más escolares presentan problemas emocionales en la escuela ( Doll y Lyon 1998 ).

You might be interested:  Que Significa Soñar Con Tus Ex Compañeros De Escuela?

Estudios epidemiológicos indican que los desórdenes de ansiedad durante el desarrollo afectan aproximadamente al 9% de los niños ( Berstein y Borchardt 1991 ) y entre el 13 y el 17% de los jóvenes ( Kashani y Orvaschel 1990 ).

Otras referencias indican que entre el 10 y el 20% de los escolares se ven afectados por problemas relacionados con la ansiedad ( Barret 1998 ). Muchas de las demandas de atenciones de los consultorios de salud infanto-juveniles en Chile tienen relación con problemas de aprendizaje en la escuela.

  1. La mayoría de los estados depresivo-ansiosos de esta etapa se relacionan con el bajo rendimiento y el fracaso escolar;
  2. En un estudio de seguimiento de problemas de salud mental en el primer ciclo básico en el área occidente de Santiago ( De la Barra 1997 ), el 22;

8% de los alumnos estudiados inició la escolaridad sin problemas, presentando alteraciones de la conducta en 2° y 3° básicos; un 22. 2% presentó perfiles de conducta desadaptada durante los tres años de escolaridad de acuerdo a la evaluación de los profesores.

La prevalencia de los trastornos ansiosos es incierta, ya que a menudo los estudiantes a quienes se les diagnostica algún trastorno ansioso suelen responder, además, a criterios de una o más perturbaciones adicionales ( Wicks-Nelson e Israel 1997 ).

Existen también, combinaciones de problemas conductuales que coinciden con concepciones de trastornos ansiosos en niños y adolescentes ( Achembach 1993 ). Al mismo tiempo, cada niño y cada adolescente muestran distintos síntomas ansiosos y con diversa intensidad.

  1. Pueden variar también tanto en su persistencia como en el período en el que se presentan, obedeciendo a tres sistemas de respuestas: motoras, fisiológicas y subjetivas;
  2. Asimismo, no todos los niños y adolescentes experimentan el mismo patrón o intensidad de la sintomatología; las reacciones pueden variar en cuanto a su duración, persistencia y fluctuación a lo largo del tiempo;

Altos niveles de ansiedad reducen la eficiencia en el aprendizaje, ya que disminuyen la atención, la concentración y la retención, con el consecuente deterioro en el rendimiento escolar. Los muy ansiosos tienen dificultades para poner atención, se distraen con facilidad.

Utilizan pocas de las claves que se otorgan en las tareas intelectuales. A medida en que van procesando la información, no organizan ni elaboran adecuadamente los materiales y tienden a ser poco flexibles para adaptarse a los procesos de aprendizaje ( Newcomer 1993 ).

Aquellos con una inteligencia promedio sufren mayormente de dificultades académicas, ya que los mejores dotados intelectualmente pueden compensar la ansiedad ( Spielberger 1985 ). Por su misma naturaleza, la ansiedad depende del concepto que el alumno tiene de las demandas que se le formulan en relación con la capacidad de comprensión y de control que encuentra en sí mismo.

  1. El estudiante enfrenta constantemente situaciones académicas cuyas exigencias debe comparar con sus propios medios;
  2. Cuando su evaluación de las demandas de la escuela lo llevan a concluir que son más de lo que él puede rendir, afronta una situación de peligro, de humillación, a veces, suficientes para justificar el rechazo a la escuela ( Jackson y Frick 1998 );

La disminución en el rendimiento en la escuela tiene consecuencias negativas tanto en las calificaciones como en la autoestima de los estudiantes. Cogniciones específicas pueden desarrollar la percepción de situaciones como algo hostil y amenazador; pueden provocar que el estudiante corra el riesgo de desarrollar o mantener trastornos ansiosos ( Bell-Dollan 1995 ).

Si la ansiedad es intensa, el estudiante muestra excesiva sensibilidad y temores, incluyendo temor a la escuela, vergüenza, timidez, sensaciones importantes de inseguridad y síntomas somáticos. Los alumnos intensamente ansiosos padecen de una extraordinaria tendencia a preocuparse excesivamente por su competencia cognositiva y rendimiento escolar, exteriorizando intranquilidad, trastornos del sueño, dolores de estómago, alteraciones conductuales, etc.

Asimismo, sienten temor de no gustarle a los demás, sufren la sensación de que sus compañeros se ríen de ellos y se muestran aprensivos frente a actividades que otros alumnos realizan con entusiasmo. Un estado ansioso intenso provoca que el alumno se altere fácilmente por experiencias de la vida cotidiana y especialmente ante la tarea escolar, ya que muestra un comportamiento y un rendimiento escolar distintos al resto de sus compañeros.

  • Exhibe desasosiego y un miedo exagerado y constante a actuar de una manera vergonzante o sorprendente en situaciones o actividades donde se reúnen varias personas;
  • Algunos estudiantes sufren fobia social, un miedo exagerado y constante de actuar de modo humillante o desconcertante en situaciones o actividades sociales;
You might be interested:  Que Es El Contexto Sociocultural De Una Escuela?

El miedo se produce en ocasiones en que el sujeto entra en contacto con personas desconocidas o se ve expuesto al escrutinio de otros. Un importante número de alumnos a quienes se les diagnostica fobia social cumplen también con los criterios de otros trastornos de ansiedad y de depresión ( Last y otros 1991 ).

  1. Para niños entre 8 y 12 años de edad, los miedos sociales más frecuentes están relacionados con situaciones en las que hay que leer y/o hablar en voz alta, hablar con personas que representen autoridad, así como también relacionarse con sus pares ( Beidel y Randall 1994 );

La ansiedad social en estas edades puede agruparse de acuerdo a tres signos ( La Greca y Stone 1993 ): miedo a las evaluaciones negativas de sus compañeros; evitación del contacto social, y angustia frente a situaciones nuevas. Asimismo, la ansiedad social está ligada a la poca aceptación de parte de los compañeros de curso y/o amigos y a una autoestima deteriorada.

Sin embargo, el alumno puede además tener problemas para verbalizar y comunicar sus emociones y sentimientos, lo que supone una dificultad para realizar la evaluación correspondiente. Dos problemas motivacional-afectivos que sufren frecuentemente algunos alumnos y que pueden atribuirse en gran medida a las condiciones poco favorables en las salas de clase y al uso incorrecto de la dimensión afectiva por parte del profesor y de la institución escolar, lo constituyen la denominada indefensión y la desesperanza aprendida ( Alonso Tapia 1992 ).

La indefensión aparece claramente como un patrón de comportamiento establecido a partir de los 11 ó 12 años de edad. Estos estudiantes atribuyen el éxito escolar a causas externas, variables y fuera de su control. Asimismo, reportan autocogniciones negativas y dicen espontáneamente que su inteligencia, su memoria o su capacidad para resolver problemas son deficientes.

Presentan aburrimiento o ansiedad frente a la tarea escolar. A medida que aumentan las ocasiones en que han fracasado, disminuye su participación académica. La desesperanza aprendida se puede identificar en niños de 8 ó 9 años de edad.

Independientemente de sus logros académicos, estos alumnos experimentan el sentimiento de estar condenados al fracaso. Los estudiantes que manifiestan indefensión y desesperanza aprendida tienden a ver sus propias dificultades como fracasos indicativos insuperables de sus escasas habilidades.

You might be interested:  Para Que Sirven Las Reglas En La Escuela?

Los sentimientos de bajo logro personal reducen el rendimiento académico, lo que coloca al alumno en una situación de alto riesgo de bajo rendimiento y de fracaso en la escuela. La designación de estudiante en riesgo refleja el reconocimiento de que algunos estudiantes están predispuestos a experimentar problemas tanto en el rendimiento en la escuela como en sus vivencias personales y sociales ( Johnson 1997 ).

Un estudiante en riesgo no significa que sea retrasado o que tenga alguna incapacidad, sino más bien se refiere a características y circunstancias de su medio escolar, familiar y social que lo predisponen a experiencias negativas, tales como deserción, bajo rendimiento, trastornos emocionales, drogadicción, trastornos de la conducta, etc.

  • Los factores de riesgo del estudiante incluyen déficits cognitivos, del lenguaje, atención lábil, déficits en las habilidades sociales y problemas emocionales;
  • Los factores de riesgo presentes en la escuela se refieren a aquellas características y circunstancias específicas, ligadas a los docentes y paradocentes, a la estructura, al clima organizacional y a los valores del sistema escolar ( Broman, Bien y Shaugenessy 1985 ; Johnson 1998 );

Estudios realizados en nuestro país sobre la relación de distintas variables con el rendimiento académico muestran que los alumnos con autoestima positiva, altas expectativas y con motivación intrínseca para aprender, obtienen mejores logros escolares que aquellos con autoestima baja, expectativas escasas y una motivación extrínseca para el estudio ( Haeussler y Milicic 1995 ).

La autopercepción positiva se ha vinculado con la salud mental a largo plazo y con el equilibrio emocional. Aquellos individuos cuya autoestima no se ha desarrollado suficientemente pueden mostrar signos somáticos de ansiedad.

Asimismo, el autoconcepto académico, definido como “la parte de sí mismo que se relaciona más directamente con el rendimiento académico”, juega un rol fundamental en el rendimiento académico del estudiante ( Arancibia, Maltes y Alvarez 1990: 15 ). El estimular la motivación intrínseca, es decir, estimular en los alumnos la voluntad de aprender, se logra creando en ellos comportamientos ( Díaz-Barriga y Hernández 1998 ): a) Que otorguen mayor valor al hecho de aprender que al tener éxito o fracaso.

b) Que consideren sus capacidades cognitivas y sus habilidades para el estudio como algo modificable. c) Que centren más su atención en la experiencia de aprender que en las recompensas externas. d) Que faciliten su autonomía y autocontrol.

Que reconozcan la relevancia y significado de las tareas académicas.

¿Qué debe hacer un alumno en la escuela?

¿Qué hago si no tengo amigos en la escuela?

¿Cuáles son las 10 normas de convivencia escolar?

¿Cómo hay que comportarse en clase?

Qué hacer y qué no hacer en tu primer día de escuela secundaria

¿Cuáles son las 5 normas de convivencia?

¿Cómo le digo a mi mamá que no quiero ir a la escuela?

¿Cómo salir de la escuela?

¿Qué pasa si no voy al colegio?

será castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o multa de seis a 12 meses’. Entre los mencionados deberes, contenidos en el artículo 154 del Código Civil, los progenitores han de ‘educar y procurar una formación integral a sus hijos’, lo que incluye garantizar su asistencia a clase.